Porque no envió Dios a su Hijo al mundo para condenar al mundo

Juan 3:16-17 (Reina-Valera 1960)

Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito,
para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.
Porque no envió Dios a su Hijo al mundo para condenar al mundo,
sino para que el mundo sea salvo por él.


Creado por Claudy A. para www.yamita.org
Compártelo Google Plus

About Yamita

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada